Andamos graves y con el “Ki” por el piso

James Rodriguez - Sayayin

Las eliminatorias se acercan y es evidente que nuestra querida selección Colombia tiene muchos problemas, sobre todo porque andamos con el “Ki” pero por el piso. Los seguidores de la serie Dragon Ball Z/GT sabrán a lo que me refiero, aunque igual creo que es necesario explicarle a todos los lectores de donde viene este intento de analogía.

En resumen, según la popular serie animada manga Dragon Ball Z/GT, el “Ki” es una especie de energía interior que tienen todos los seres vivos (concepto que está inspirado un poco en artes marciales como el Kung-Fu) y que es usada como fuente de poder. Así pues, los guerreros que llegan a dominarla son capaces de potenciar sus capacidades de combate de tal forma que logran concentrar en sus golpes altos niveles de energía causándole mucho daño al oponente. Por ejemplo, el popularísimo “Kame Hame Haaaaaaaaaaa!”

yo-tambien-intente-hacer-un-kame-hame-ha

Pero no nos desviemos, volvamos al fútbol. Entonces, el “Ki” es en el futbol algo como la “confianza” que se tienen los jugadores en sí mismos. Esa confianza (energía) bien canalizada es la que les permite hacer cosas extraordinarias, hacérselas de crack para sorprender al oponente y a los espectadores, para atreverse a inventarse algo, para sentirse respaldados en sus oficios y cumplir cabalmente con sus deberes. Esa confianza en sus habilidades se va alimentando de su entorno, de sus colegas, entrenadores y de sus propias sensaciones y de los resultados (obviamente)… He ahí donde vienen los problemas para la selección y para nuestros muchachos.

La pobre presentación en la copa américa pasada, que incluso encuentro positiva pues nos puso los pies sobre la tierra, no es realmente el motivo de mis inquietudes por el bajón de “Ki” que padecemos. Eso ya pasó y se supone que ya ha sido superado, por lo menos individualmente.

Lo que me preocupa sinceramente es que en este comienzo de temporada europea no tenemos a ninguno de los nuestros (en especial, a ninguno de ese formidable grupo-base del mundial) como titular indiscutible en su club. En realidad, a pesar de estar en grandes clubes, muy pocos compatriotas están “rompiéndola” y se ven algunos ya con muy pocas posibilidades de hacerlo. Ni los mismos de siempre, ni los nuevos que esperan turno, parecen tener un “Ki” que destaque realmente para hacer diferencia, al menos para el inicio de las eliminatorias.

Así, sin decir nombres, tenemos varios calentando banca, con competencia fuertísima, otros peleando por unos minuticos, un par tratando de ganarse al nuevo entrenador, otros tantos recién adaptándose a sus nuevos clubes y ligas, alguno por ahí con el puesto prácticamente perdido, otros más que andan lesionados, y hasta tenemos algunos que ni siquiera tienen equipo…

La verdad, no veo cómo llegaran nuestros muchachos a las convocatorias con un “Ki” lo suficientemente elevado como para arrástranos a la victoria. Necesitamos al menos un par, y creo que hoy, no lo tenemos.

¿Y por qué el estado de ánimo y el nivel de autoconfianza -de Ki- de los nuestros me preocupan tanto?

Pues sencillo, la selección de Pékerman ha basado siempre su éxito en el rendimiento individual de los “extranjeros”. El maestro Roshi, digo, el profe Pékerman, ha sabido aprovechar los destellos individuales del “Ki” de los nuestros con tanta lucidez y oportunismo que no tenemos como agradecerle (en serio). Pero hoy, al no haber elementos con tan altos niveles de “Ki”, el cuerpo técnico deberá hacer uso de otros medios y recursos, y es ahí donde la gente que sabe de fútbol tiene sus dudas.

El equipo de trabajo de Pékerman se caracteriza por no apelar demasiado al trabajo táctico, sino que más bien se enfoca en un trabajo mental y motivacional (valido y ultra necesario), y por supuesto, muy ligado a explotar el “Ki” de los jugadores mejor dotados técnicamente, PERO no cabe duda que este “approach” nos deja expuestos en la medida en que los nuestros lleguen a las convocatorias con tan poca confianza y tan bajos de ritmo que no haya tiempo para subirles el “Ki”, o recuperarlos, dicho de otro modo. Y en la medida en que nuestros rivales sepan contrarrestar nuestro bajo “Ki” con el suyo, de poder a poder, o con otras herramientas (con táctica, por ejemplo, al estilo Venezuela), estaremos dando ventajas.

En fin, sin el tiempo necesario para hacer un vasto trabajo psicológico en los pocos días que duran las concentraciones, las ayudas tácticas, las alternativas del fútbol local y una buena preparación física podrían ser claves para compensar la falta de confianza y de ritmo de competencia de nuestros mejores jugadores “europeos” y para afrontar con exito esta larga eliminatoria.

Pero bueno, quién sabe, quizás eso no suceda así, pues al parecer Don José conoce los secretos del “Ki” y seguramente confía en que podrá nuevamente salirse con la suya. Apelara quizás a técnicas clandestinas para hacer explotar el dichoso “Ki” de Falcao, James y su combo, y nos hará desbordar nuevamente ese orgullo patrio que pocas veces podemos sacar a relucir. Además el profe sabe que cuenta con su propia nubecita voladora (¡Ospina!), aquella que nos salva cada vez que estamos a punto de caer el precipicio.

Maestro Roshi - Nube voladora

En las próximas semanas sabremos, de acuerdo a sus movimientos, como es que el maestro piensa sacarnos de esta.

Anuncios

3 thoughts on “Andamos graves y con el “Ki” por el piso

  1. rafacal 26 agosto, 2015 / 5:48 pm

    Muy buena tu comparación Iván. En realidad, alarmante y preocupante la falta de continuidad de los nuestros en el Viejo Continente. El único que yo pensaba que era titular indiscutible de su equipo, James, calentó inconcebiblemente banca por largo tiempo, el Domingo pasado. Para descanso nuestro, se vio un cambio de actitud drástico en el RM desde su entrada.
    No pretendo aconsejar a Pekerman, pero creo que le va a tocar acudir a varios jugadores de las ligas Mexicana y Colombiana, lo que ya ha hecho, pero en minoría.
    Un saludo.

  2. @Jucaes1_ 27 agosto, 2015 / 9:07 am

    Lo bueno es que las ligas apenas comienzan… Cada minuto, cada gambeta, cada disparo al arco de parte de los nuestros, cuenta para recuperar el “KI”… Y no, yo no me veia esa serie jejeje.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s